Se encuentra usted aquí

80 Aniversario de Eduardo Muñoz Bach

Gabriela Hernández Brito

#CubaEsCultura #CNAPCuba #ConsejoNacionaldelasArtesPlasticas #artecubanocontemporaneo

Eduardo Muñoz Bach es un nombre obligatorio al estudiar la producción cartelística producida a partir de 1959 por el ICAIC.  Nació en Valencia, España, en 1937 se asentó en la Habana desde muy joven y dedicó su vida al diseño no solo de carteles de cine sino también al diseño de dibujos animados, ilustraciones para libros infantiles, créditos de filmes, programas, etc. Sus carteles son la expresión de un mundo poético y de un imaginario muy personal habitado por innumerables personajes. Peces, arlequines, leones, aves, flores y demás elementos de la naturaleza se juntan en sus carteles para crear una obra única.

Utilizando como base el dibujo, su obra se caracterizó  por la utilización de textos siempre integrados al resto de la composición gráfica. Muñoz Bach utilizó con frecuencia la figura de Charles Chaplin en sus carteles, la cual explotó al máximo por sus posibilidades expresivas. En sus obras es posible encontrar influencias de los ambientes oníricos de Chagall, la figuración de Modigliani, así como herramientas del pop norteamericano. Todas estas huellas reconocibles se mezclan para crear una poética totalmente personal, inconfundible que acepta el empleo de herramientas foráneas en pos de las necesidades comunicativas-constructivas. Es así como su obra destaca por el empleo de ambientes fantásticos, la síntesis de los recursos formales y expresivos, la astucia conceptual y el humor.

Produjo el primer cartel de ICAIC para un largometraje de ficción “Historias de la Revolución”. Este cartel expone la búsqueda y experimentación presente en el nuevo diseño que comenzaba a abrirse paso. Marcó  el inicio de una tradición en la historia del cartel cinematográfico por su incipiente carácter de ruptura con los códigos hasta entonces establecidos en la comunicación visual.  También realizó el cartel para el filme cubano Cuba Baila, predominando  el uso de la línea, con  preferencia a la ilustración en lo formal y colores de pocas intensidades sobre fondo blanco; el afiche del largometraje “Por primera vez”, en el que nuevamente reaparece la figura de Chaplin y sus peculiares flores marcadas con rasgos art nouveau, finamente tropicalizadas, desprendiendo los colores exóticos de la cuenca caribeña.

La gráfica de Muñoz Bach es resultado de una manera particular de percibir y afrontar la realidad, por ende cada uno de sus trabajos es una metáfora de la sociedad en que vivió y de los personajes que formaban parte de su mundo.

En este año 2017, este grande del cartel cumpliría ochenta años. Por ende, el Consejo Nacional de la Artes Plásticas pretende rendirle homenaje a través de una exposición organizada y curada por la especialista Sara Vega en la galería El reino de este mundo de la Biblioteca Nacional José Martí.

 

(La Habana, 1993). Licenciada en Historia del Arte en la Universidad de La Habana. Actualmente trabaja como Especialista de Comunicación del Consejo Nacional de las Artes Plásticas.

Postal por el 80 aniversario de Eduardo Muñoz Bach
Por primera vez. Eduardo Muñoz Bach. ICAIC, 1968.
Historias de la Revolución. Eduardo Muñoz Bach. ICAIC, 1960.
Katia y el cocodrilo. Eduardo Muñoz Bach. ICAIC, 1968.
Rogopa G. Eduardo Muñoz Bach. ICAIC, 1968.
El llamado de la selva. Eduardo Muñoz Bach. ICAIC, 1975.